El Fuego y el Agua, han esculpido rocas y montañas en estas hermosas islas del Pacífico Norte, además de playas de arena fina negra que se tornan blancas cuando sus olas rompen sobre algunos de sus arrecifes de coral. Cuando los primeros viajeros polinesios atravesaron el océano Pacífico en sus canoas...